Los Errores Mas Comunes Viajando: Parte 3

Como todos sabéis, si habéis leído esta serie de tres capítulos, hay muchos errores en los que los viajeros pueden caer y podría ser la diferencia entre una buena experiencia o una pesadilla total.

Hay muchas precauciones que podemos tener y lecciones que podemos aprender de otros viajeros que han vivido personalmente experiencias terribles.

Dado que soy la reina de cometer errores, busco desesperadamente ayudar e informar a otros viajeros para que no se encuentren en los mismos problemas en los que he estado a menudo a lo largo de mi aventura, recorriendo casi 100 países.

Dicho esto, continuemos con la última parte de esta serie de “Los Errores Mas Comunes Viajando.”

Los Errores mas Comunes Viajando: Parte 3

 

28. No Tomar Tiempo para Hacer Ejercicio y Cuidar tu Salud.

He ganado hasta 16 kg durante mis viajes, simplemente por no preocuparme por lo que como y no buscar el tiempo para hacer ejercicio todos los días.

Afortunadamente, ahora tengo esto bajo control y he encontrado el equilibrio entre la alimentación saludable y el ejercicio adecuado en ruta. Esto puede ser algo difícil para los nuevos viajeros, pero es algo que debes conocer y adoptar para una vida más saludable.

29. Agotar tu Presupuesto Debido al Consumo de Alcohol.

Este es uno de los mayores problemas que escucho de otros viajeros por el mundo. Mantener un patrón de salidas nocturnas puede ser muy costoso. Muchos afirman que este es su mayor gasto.

Esto tiene fácil solución: aprender a disfrutar de la vida y divertirse sin necesidad de estar siempre de fiesta y borracho.

30. Comer Cerca del Sitio Turístico Principal.

¿Quieres que te timen? Busca la atracción principal o la zona más turística y entra en el restaurante más cercano. Esta es la mejor forma de pagar el doble y sentirte estafado. En cambio, si te das un paseo de cinco minutos y sales de las calles principales, seguro que encuentras un sitio donde comer de maravilla a un precio más razonable, especialmente si tienes un presupuesto ajustado.

31. Esperar a Comprar los Regalos y Recuerdos en el Último Minuto en el Aeropuerto.

Soy la reina de esperar hasta el último minuto para hacer compras. Había encontrando el regalo perfecto en la ciudad, pero no lo compre y dije que volvería a buscarlo en otro momento.

Al final siempre se me escapa el tiempo y, en el último minuto, me encuentro en el aeropuerto tratando de encontrar algo para comprar.

32. Reservar el Viaje Demasiado Temprano y Sin Seguro para Poder Cambiar las Fechas.

¿Ya estás planeando tu viaje para el próximo año? No es algo malo, pero no reserves tu vuelo con un año de antelación porque nunca se sabe lo que puede pasar. Sí, los vuelos son más baratos pero si sucede algo y no puedes ir, no importa lo barato que te haya salido el vuelo, terminarás pagando el doble.

Si sabes con certeza exactamente cuándo deseas ir, asegúrate de reservar un vuelo que te ofrezca un seguro en caso de que quieras cambiar la fecha. Esto es solo un pequeño extra y puede ahorrarte mucho dinero si surge algún imprevisto.

33. No comprobar el coche de alquiler antes de salir.

¿Alguna vez has alquilado un coche y sin tener ningún percance, al devolverlo te han cobrado una penalización? ¿Cómo puede ser esto?

Porque no has revisado el coche cuando te lo han dado. No supongas que no tiene daños.

Comprueba todo, haz fotos de cada ángulo y asegúrate de que el encargado del alquiler anota cada arañazo y desperfecto. Especialmente en compañías de alquiler de coches más económicas, esto puede ahorrarte mucho dinero si intentan acusarte de haberle hecho algún daño al vehículo que no sea verdad. Tener fotos es tu mejor evidencia.

También te recomiendo que contrates siempre el seguro a todo riesgo. Aunque pueda parecerte que es un gasto extra, te puede evitar muchos quebraderos de cabeza y te dará mucha tranquilidad. Tuve un accidente con un coche de alquiler en el que no tenía seguro a todo riesgo, además no fue mi culpa, la otra parte se dio a la fuga y me vi en una situación muy desagradable. No te lo recomiendo…

34. No Renovar tu Pasaporte.

Muchos países ni siquiera te permitirán entrar en el país si tu pasaporte está a punto de caducar. Yo tuve que quedarme tres semanas en la India para esperar un nuevo pasaporte, así que no dejes que esto sea un retraso en tus viajes.

Además, asegúrate de prestar atención a las hojas de tu pasaporte si eres un viajero frecuente y no llegar a la última página si planeas continuar viajando por el extranjero.

La mayoría de los países solicitarán una página completamente vacía a la llegada, para los sellos de entrada y salida.

35. Viajar al Reino Unido Después de estar casi 90 días en Europa.

Este fue uno de mis grandes errores que me costó más de 500€ mas impuestos, en vuelos perdidos . Viajé por Inglaterra de camino a Islandia después de estar en Europa durante 80 días. Pensaban que estaba tratando de quedarme a vivir allí ilegalmente, me detuvieron durante toda la noche para ser interrogada (aunque al final nunca me preguntaron nada).

Muchas personas que viajan a Europa durante 90 días, van allí por un período de tiempo y luego regresan al Continente. Para evitar esto o la posibilidad de que intentes vivir allí sin el visado adecuado, te deportarán a la mínima duda. Mi mayor consejo sería ir a Inglaterra solo después de estar en Europa por un corto tiempo o ir con un billete de ida y vuelta fuera de Europa.

36. No Tomar las Precauciones de Seguridad Adecuadas

Todos hemos escuchado las precauciones de seguridad obvias:

  • Evite llevar ropa de marca o  joyas
  • Evite mostrar dinero, tarjetas o monederos.
  • Evite caminar solo por la noche
  • Evite caminar con su cámara colgada
  • Evite hablar por teléfono mientras camina por la ciudad (especialmente de noche).

Estas recomendaciones son estándar y estas precauciones están aquí por algo. Rompí un par de estas reglas y tuve que pagar un alto precio. Estaba en un país de América Central caminando sola por la tarde hasta mi hotel mientras hablaba por teléfono con mi madre y, de repente, levanté la vista y vi a un hombre vestido de negro corriendo hacia mí con una pistola.

Me gritó, puso el arma en mi cabeza y me robó el teléfono. No se quedó muy contento al descubrir que no tenía dinero, pero  se llevó mi Iphone 7.

37. Pasar por un aeropuerto pequeño si el estado de tu VISADO es cuestionable o estás procesando un VISADO EUROPEO.

He guardado uno de los más dramáticos errores de mis viajes para el final. Fui detenida y deportada rápidamente del pequeño aeropuerto de Milán Bergamo, en Italia, debido a un pequeño error que pude haber evitado. En resumen, mi visado español estaba siendo procesado, y mientras esperaba, dejé la Unión Europea para visitar Bielorrusia.

No sabía que no tenía permitido abandonar la Unión Europea durante este tiempo o que tendría problemas para ingresar nuevamente en la Zona Schengen.

Fui detenida por funcionarios italianos, que hicieron un análisis completo de mi pasaporte, apuntando en un pedazo de papel todas las veces que había entrado y salido de Europa.

Al final, contaron oficialmente que tenía 3 días más de mi límite máximo en los 180 días sin un VISADO.

¿Qué fue lo que pasó?

Además de ser encerrada y escoltada por la policía hasta el avión que me deportó fuera de la Unión Europea, una hermosa X en mi pasaporte. Menos mal que ya está todo solucionado con mi VISADO y no tendré ya estos problemas más…

Lección para aprender: no abandones la UE si estás procesando un visado. Espera hasta que tengas definitivamente el visado y luego viaja sin restricciones.

Si has sobrepasado los 90 días, NO abandones la Unión Europea y esperes volver a entrar sin ningún problema.

 

 

Has tenido muchos problemas viajando? 

Conecta por redes sociales y comparte conmigo! 

 

No olvides de leer: 

6 CONSEJOS PARA UNA BUENA TRANSICIÓN A LA CULTURA DE LA INDIA

BUSCAR TU VALOR EN LA VIDA

EXPERIENCES HAY QUE TENER EN ESPAÑA

 

 

 

adminLos Errores Mas Comunes Viajando: Parte 3
read more

Algo sin lo que NUNCA Deberías Viajar

En solo un abrir y cerrar de ojos, la vida tiene la capacidad de lanzar giros inesperados y llevarte por caminos que nunca habías planeado o imaginado.

Como viajera, siempre hago planes sobre dónde voy a ir, qué lugares visitaré y las actividades que haré allí. Viajar es muy enriquecedor y me hace muy feliz, pero planificar la experiencia es casi tan divertido como el viaje en sí.

Durante este tiempo, tengo la oportunidad de explorar los lugares que voy a visitar, aprender sobre su cultura y encontrar una experiencia auténtica y única.

 

A lo largo de los años, viajando sola a casi 100 países alrededor del mundo, he aprendido muchas lecciones valiosas e importantes sobre como planificar los viajes y en cada uno siento que estoy un poco más preparada y organizada, simplemente por aprender de mis errores pasados.

Si bien en algunos casos es bueno tener el espíritu libre, dejarte llevar y no seguir planes preestablecidos, en otros casos, especialmente en los países menos transitados, es importante hacer los deberes, planificar con tiempo y asegurarse de tener un plan A, B, C e incluso a veces D, por si acaso.

En el sur de Tailandia, se celebra la famosa Fiesta de la Luna Llena, conocida internacionalmente por ser la mayor fiesta en la playa. Atrae a miles de personas de todo el mundo y se celebra cada luna llena.

Estando de viaje en Tailandia, decidí vivir esta experiencia personalmente y volé hasta una ciudad cercana antes de coger el barco que me llevaría a la isla donde se celebra, pero la vida a veces te sorprende con acontecimientos que ni siquiera habías imaginado y uno de ellos cambió todos los planes que tenía para mi aventura por el sudeste asiático.

Todo comenzó con un hermoso día soleado, explorando las playas de Ko Samui, paseando en una moto a través de las montañas y disfrutando del asombroso paisaje.

Pero, de repente, mi amigo que conducía la moto, perdió el control y nos estrelló directamente en el duro asfalto.


Estos son el tipo de experiencias que uno no suele planear, pero los accidentes nos pueden suceder a cualquiera de nosotros cuando menos lo esperamos. Y todo lo que podía hacer era esperar a que alguien me socorriera, tumbada en medio de la carretera, cubierta de sangre, quemaduras del áspero asfalto y un dolor insoportable, sabiendo, sin lugar a dudas, que algo en mi cuerpo se había roto.

La gente se acercó rápidamente a ayudarnos y llamaron a una ambulancia. Me sentí contenta y agradecida de que ambos estuviéramos vivos, pero esa sensación no tardó en desvanecerse, ocupando su lugar una fuerte frustración e impotencia que me invadió por completo. Hacía solo 2 semanas que había empezado mi viaje de 5 meses por Asia…

Me tendieron en la parte de atrás de la ambulancia y en medio del caos tuve una sensación de paz y seguridad. Estaba agradecida por estar viva, pero también porque sabía que iba a estar bien atendida.

 

Antes de empezar mi aventura por el mundo me preocupé de tener un buen seguro médico internacional, porque sabía que si pretendía visitar todos los países del mundo, algo así podía sucederme. Este seguro no solo me cubría en mi país de residencia, España, sino en todos los países que había planeado visitar.

Al final, tuve que ir a 4 hospitales, en 2 países diferentes y descubrí que tenía una clavícula rota y una grave quemadura en las piernas que se infectó y me dejó cicatrices.  Me realizaron todo tipo de pruebas: rayos X, resonancias, scanner cerebral. Me golpeé la cabeza contra el asfalto porque mi casco salió volando en el momento del accidente, pero por suerte no sufrí daños.

Al final, pensando en todo lo que pasó, no sé qué habría hecho sin mi seguro médico. Estoy muy agradecida a MTZ Seguros, porque estuvieron a mi lado en todo momento, desde mi accidente. A cualquier hora del día y de la noche.

Pude hablar con ellos directamente por teléfono: me tranquilizaba, atendían mis consultas, me decían que no me preocupara por nada y que todo estaba cubierto. Solo tenía que avisar y ellos se encargaban de cubrir todos los gastos médicos.

En medio de mi dolor y frustración, porque no podía hablar bien con los médico de Tailandia ni en inglés ni español, los operadores del seguro intervinieron, se encargaron de todo y me dijeron que no me preocupara y que todo estaría bien.

Al final, mi seguro envió rápidamente todas las autorizaciones a los hospitales y no tuve que pagar absolutamente nada. Terminé volando de regreso a España y me operaron de la clavícula y, de nuevo, cubrieron el 100% de la operación, la estancia en el hospital y las sesiones de rehabilitación y fisioterapia, sin ningún problema en el proceso.

Tenéis que tener en cuenta que no soy Española. Soy Norteamericana y cuando contraté el seguro y sufrí este accidente, no tenía todavía la residencia en España, por lo que la operación también la estaba haciendo en un país diferente al mío, pero esto no fue un problema para que estuviera todo cubierto.

Para mi, como extranjera que vive en España, tener un seguro por menos de 50 € al mes que cubra todo lo que me pueda ocurrir, parece un sueño. Cuando me lo dijeron no podía creerlo, porque en mi país se pagan más de 500 € al mes, para tener seguro médico y la mayoría de las cosas no están cubiertas. Por ejemplo, hay que pagar cada vez que vas a la consulta y si te hospitalizan u operan también te cobran una parte.

Además es todo carísimo. Hay personas que las atropella un coche, los recoge una ambulancia, lo lleva a un hospital y si no tiene un buen seguro, les pasan una factura de más de 30.000 € por estar 2 o 3 días hospitalizado.

Por eso yo recomiendo a todos mis amigos y personas que viven en España, pero que no tienen todavía residencia, que se hagan este seguro, porque les sale muchísimo más barato que pagar en su país.

Si además te gusta viajar, seas español o extranjero, obtener una excelente cobertura de seguro de salud internacional antes de salir del país puede parecer que no es una de las principales prioridades, pero en este viaje he aprendido que la vida a veces nos sorprende y es mejor prevenir que lamentar.



Ya estoy oficialmente en la mitad de mi  viaje por el mundo, pero me quedan muchos países nuevos en los próximos años y tengo claro que nunca viajaré a ningún destino sin mi seguro.

Viajar es una experiencia enriquecedora, pero no dejes de lado algo tan importante como la salud y poder estar tranquilo y sin preocupaciones, por lo que pueda pasar. 

Eso sí, os deseo que nunca tengáis que utilizarlo, porque eso quiere decir que habéis tenido un viaje sin percances…

 

 

MTZ Seguros
www.mtzseguros.com
 635 311 059
info@mtzseguros.com

 

 

No te olvides de leer: 

MARCAS ECOLÓGICAS QUE DEBERÍAS CONOCER

EXPLORANDO LA ISLA DE MALLORCA, ESPAÑA

7 GESTOS QUE ES MEJOR EVITAR EN OTROS PAÍSES

 

 

adminAlgo sin lo que NUNCA Deberías Viajar
read more

Turismo Sostenible: Inmersión Cultural con los Mayas en Belice

Deciros de Belice que es un pequeño país de América Central en el que destaca su riqueza cultural y la amplia historia Maya. Realicé este viaje a Belice para profundizar en su historia y comprender mejor como vivieron los Mayas y como viven hoy sus descendientes, pudiendo obtener una visión más auténtica de la vida de los mayas.

Una parte muy importante de viajar de manera sostenible es la posibilidad de conocer, y fomentar con nuestro apoyo, las culturas locales; explorar y comprender las formas de vida de las personas que viven allí, su cultura, su diversidad, con la mente abierta y con ganas de vivir nuevas y maravillosas experiencias.

En los viajes no todo es maravilloso y os aseguro que en este viaje pude enfrentarme a algunas de esas situaciones que nadie querría pasar en un viaje. Para rematar el mal inicio, tuve la desagradable experiencia de que me robasen a punta de pistola; pero al final pude llegar a Belice, cansada y exhausta por las malas experiencias que había vivido en mi inicio de viaje.

Lo cierto es que un viaje puede ser una experiencia maravillosa de por sí, pero entra dentro de las probabilidades el encontrarnos en nuestro camino situaciones desagradables y negativas. Pero éstas no deben desanimarnos ni amargarnos el resto de nuestro viaje.

Cuando llegué a la comunidad Maya, me encontré con una amable dama del lugar, la cual se me quedó mirando de arriba abajo y me condujo hasta el porche de su casa. Le conté brevemente algunas de las cosas desagradables que me habían pasado antes de llegar a su país, y en su rostro se reflejaba la preocupación que sentía al escuchar mi relato.

Después de escuchar mi relato, tomó algunas hojas y comenzó a frotármelas por todo el cuerpo y acto seguido me llevó a una especie de armario pequeño donde me metió para que me liberase de toda la energía negativa que me había acompañado hasta entonces en el viaje.

A continuación, encendió incienso y se llevó las hojas para luego ponerlas en agua, y esa agua verterla por detrás de mi cabeza para comenzar de nuevo sin contratiempos.

Este tipo de cosas no suelen suceder a menudo en la vida, pero a pesar de la falta de confianza y familiaridad con esta persona, seguí con una sonrisa y mi actitud seguía siendo abierta y confiada.

Mientras paseábamos por sus tierras, me contó muchas cosas sobre su cultura, su forma de vivir, sus costumbres y sus tradiciones. En este momento te das cuenta de que en el mundo hay muchas culturas y que cada una de ellas es única y especial.

Y viajar es la manera de conocer la cultura en cada país de origen y de esta forma captar la esencia y el color de cada una de ellas.

Pero de lo que me he dado cuenta, es que no importa en que país estés, ni qué cultura tenga; siempre acabamos hablando de un tema: la cocina tradicional de cada país. Lo cual me encanta, porque estoy dispuesta a aprender y probar la gastronomía de cada sitio que visito. Aunque no me considero la mejor cocinera del mundo, precisamente.

Una de las particularidades de la cultura maya, es que es conocida por la variedad de sus alimentos, desde aguacates, guacamole y tortitas caseras de maíz, hasta el delicioso chocolate. Lo primero que me enseñaron fue cómo hacer tortitas de maíz caseras, alimento que forma una parte muy importante en la alimentación y en la cocina maya, ya que se encuentra en la mayor parte de las comidas que se preparan.

Después me enseñaron a cocinar tamales, de los cuales quedé encantada al momento. Estaban deliciosos. Se elaboran a partir de una masa de maíz cocido envuelto en hojas de plátano y rellena de carnes, vegetales, chiles, frutas, salsas y otros ingredientes.

Hecho interesante: Me contaron, antiguamente las mujeres mayas solían vender los tamales frescos de puerta en puerta para generar un ingreso extra a la economía familiar.

Una vez terminamos con el aprendizaje de las comidas caseras pasamos a la mejor parte, a la estrella de la gastronomía, ¨el chocolate¨. Los investigadores creen que el chocolate fue descubierto accidentalmente, cuando indígenas de América Central que producían cerveza con la pulpa de las vainas de cacao aprendieron a utilizar los desechos del proceso.  

La gente comenzó a utilizar las semillas fermentadas de desecho para preparar una bebida no alcohólica que, a pesar de su amargo sabor, era muy apreciada; y a combinarla con otras especias para que tuviera mejor sabor.

Sin embargo, el chocolate no sólo sirvió como delicia gastronómica como lo conocemos ahora, sino que hubo un tiempo en que sus granos fueron utilizados como moneda de cambio. De ahí la importancia que tuvo y tiene el chocolate en la cultura maya: tanto que incluso hay pinturas de vainas de chocolate en las paredes de templos, cuevas, etc.

Conocer la historia del chocolate y la importancia en la cultura y la vida de los mayas hizo que apreciara todavía más este manjar, no sólo gastronómicamente hablando, sino por la cultura que se creó a su alrededor.

Bueno, una vez me trasmitieron su cultura culinaria, tocaba ponerla en práctica y, aunque no fue complicado, si que me resultó más difícil de lo que esperaba. Pero al final conseguí hacer un delicioso menú casero y conectar con esta parte tan rica e interesante de su cultura.

En la mayoría de los países de todo el mundo, la gente se reúne alrededor de una buena comida casera y, como viajera, os digo que no hay nada mejor para conectar con la gente, que sentarse a comer con ellos y compartir su mesa y sus majares, para que se entable una conversación y te cuenten cosas que nunca podrías saber por los libros.

El viajar de manera sostenible es una decisión que debes tomar tú, está en tus manos hacer que tu viaje sirva para explorar nuevas culturas, nuevas comidas, nuevos productos, gente que te cuente su historia, sus costumbres, cosas que no comes habitualmente, y sitios que nunca llegarías si fueses sólo a lo que te dicen las guías.

Mi consejo, y es lo que yo hago, es que viajes de manera sostenible y apoyes las costumbres, la historia, las comunidades locales, sumergiéndote en su cultura y experimentando sus tradiciones.

 

 

No olvides de leer:

 

 

 

adminTurismo Sostenible: Inmersión Cultural con los Mayas en Belice
read more

5 Maneras de Viajar de Forma Más Sostenible y Apoyar las Culturas Locales

Aprender sobre diferentes culturas de todo el mundo es una de las experiencias más enriquecedoras que he tenido en esta increíble aventura por todo el mundo. Sin embargo, tener una mente abierta y la disposición de conectarme con otras personas a través de las culturas no es algo que me haya surgido naturalmente.

Crecí en una pueblo pequeño en el sur de los Estados Unidos. En aquel momento, vivían menos de 10,000 personas y era un área muy segura en comparación con otras partes del mundo. En general, la vida era cómoda y, considerando que no había una mezcla de culturas que vivieran juntas en un área pequeña, en general era pacífica.

Dejar mi pequeño estado y aventurarme en el mundo completamente sola fue un acto de coraje y algo que me puso a prueba en todos los niveles, especialmente en lo cultural.

Realmente creí en mi corazón que mi forma de vida era la correcta y que todos los demás estaban simplemente equivocados. Mi mentalidad me limitaba y me convertía en una persona que juzgaba a cualquiera que no creyera exactamente lo que yo creía o actuaba de acuerdo con mi forma de pensar.

Cada país del mundo tiene algo que puede cambiar poco a poco mi forma de pensar y lograr que abra más mi mente. Lo que descubrí es que viajar es aprender a adaptarse y expandir tu forma de pensar. El arte de viajar consiste en tener experiencias auténticas, que cambien tu percepción del mundo y te conviertan en un individuo más completo.

La chica que dejó Arkansas en 2013 y la que está escribiendo este artículo, son dos personas totalmente diferentes y la transformación las ha hecho tan diferentes como el día y la noche. Esto ha sido causado por muchos factores, pero el principal es mi profundo compromiso de viajar de manera sostenible y responsable en todo lo que me sea posible.

SER UN VIAJERO SOSTENIBLE NO SIGNIFICA SIMPLEMENTE VIAJAR POR EL MUNDO Y SOLO ENFOCARSE EN CUIDAR EL MEDIO AMBIENTE, AUNQUE ESE ES UN ASPECTO MUY IMPORTANTE DEL TURISMO SOSTENIBLE.

Viajar de manera sostenible se centra en la idea de que debes viajar de una manera que sea beneficiosa para el país y la cultura a la que viajas. Se trata de trabajar en conjunto con las culturas locales y hacer que sea una experiencia positiva para todos, al tiempo que deja un impacto mínimo en el medio ambiente.

Desde mi experiencia personal, voy a compartir 5 maneras que he encontrado para viajar de manera más sostenible, al tiempo que apoyo las culturas locales:

1. TÓMATE TIEMPO PARA APRENDER Y HACER PREGUNTAS SOBRE LA CULTURA, COSTUMBRES Y DIFERENCIAS CULTURALES DE CADA PAÍS QUE VISITES.

Esto es algo que puedes hacer sin salir de tu entorno. Dedica tiempo a leer sobre esa culturas y aprender tanto como pueda de ellas. Un poco de conocimiento antes de viajar puede ir por caminos diferentes. Continúe aprendiendo mientras visita el país teniendo el coraje de conectarse con los lugareños, hacer preguntas y dar algunas clases.

Las diferentes culturas del mundo tienen sus propios bailes, arte, festivales y gastronomía, que son únicos. Una de las mejores formas de aprender es con la práctica, usando las manos, como en la foto de abajo. . . Así que: ¡No temas vivir aventuras!

Esta foto la hice en la Comunidad Garifuna en Hopkins Village en Belice. Pude hacer una inmersión cultural completa, vestir ropa tradicional, cocinar con ellos de forma tradicional y terminar con una clase de percusión privada. No fui la mejor cocinera o percusionista, pero lo que importa al final es el interés y las lecciones que aprendes probando algo completamente nuevo.

Sin embargo, puede ser que al probar te des cuenta de que se te da bien, así que mantén tu mente abierta a todas las experiencias.

2. VIAJA FUERA DE LA CIUDAD A LOS PUEBLOS O COMUNIDADES MÁS PEQUEÑOS QUE TIENDEN A NO TENER TANTO TURISMO.

Esto no significa que no puedas ver las grandes ciudades. Pero una opción más sostenible es organizar tu viaje para explorar más territorios aparte de los más turísticos y conocidos. En las ciudades más tradicionales es donde es más fácil encontrar la verdadera cultura y belleza del país.

La foto de abajo es de un pequeño pueblo indio en Panamá. Pude visitarlos en un bote pequeño, ver sus danzas tradicionales, estilo de vida y obras de arte. Este tipo de experiencias realmente pueden abrir tus ojos a cómo la mayoría de la gente vivió años atrás. Muchas de estas familias indígenas viven de forma completamente independiente de la sociedad y producen sus propios alimentos, ropa y arte.

3. ELIJA HOSPEDAJE Y RESTAURANTES PROPIEDAD DE LOS LUGAREÑOS.

Esta es una de las mejores formas de apoyar a la comunidad local. Las ciudades están llenas de cadenas hoteleras, restaurantes internacionales y franquicias: Hilton, Marriott, McDonalds, Starbucks, etc. Busque establecimientos de pequeños propietarios de la zona y elija eso en su lugar. Esto le dará una experiencia más cultural y apoyará la economía local real del destino que elija.

Si quieres una inmersión cultural completa, puedes probar CouchSurfing: puede ser una experiencia auténtica. CouchSurfing te da una mirada más profunda a la cultura, al darte la oportunidad de quedarte en los hogares de los lugareños, pasar tiempo y explorar la cultura juntos y formar una nueva amistad.

He hecho CouchSurfing en todo el mundo y la experiencia realmente ha agregado valor a mi vida y mis viajes.

4. TRABAJAR O SER VOLUNTARIO EN UNA ORGANIZACIÓN QUE APOYA UNA BUENA CAUSA.

Hay innumerables organizaciones que están haciendo una diferencia en el mundo de hoy. Encuentra una causa que sea importante para ti y comunícate con ellos para ser voluntario. Incluso si no tienes mucho tiempo, incluso ayudar por un día o visitar la organización para aprender sobre el trabajo que están haciendo puede ser una excelente manera de mostrarles respeto y apoyo.

En Costa Rica pude conectarme con la Reserva de Vida Silvestre Ostional, dedicada a ayudar a las tortugas. Cada año miles de tortugas visitan las costas para desovar. Durante este proceso, los buitres están siempre en los alrededores esperando su próxima comida. Cuando ven los huevos de las tortugas, vuelan rápidamente para atraparlos.

Además, cuando los bebés dejan sus huevos y se abren paso a través de la arena para entrar en el agua, también corren peligro tanto por los buitres como por otros factores externos.

Esta organización ayuda a las madres a proteger sus huevos y a sus crías que intentan llegar al océano para comenzar su vida en la Tierra. Han podido salvar miles de tortugas cada año, lo que es un ejemplo perfecto de trabajo sostenible.

5. PAQUETE PARA UN PROPÓSITO.

Esta es una organización estadounidense sin fines de lucro que desafía a los viajeros a lograr un impacto sostenible y respalda las culturas locales con solo un pequeño paso. El concepto es muy simple. Por lo general, un viajero lleva 1-2 bolsas llenas de posesiones materialistas, la mayoría de las veces ni siquiera usa la mitad de su equipaje.

Esta organización vio la necesidad y comenzó un proyecto que desafía a los viajeros a sacar unos kilos o artículos innecesario de su maleta y en su lugar llevar en ese espacio material escolar para niños necesitados.

Gracias a esta simple acción, han podido donar miles de kilos de material escolar cada año, apoyando y ayudando a miles de niños de comunidades de todo el mundo.

Viajar de forma sostenible para todos puede ser solo un pequeño acto simple. ¡Así que la próxima vez que planee sus próximas vacaciones, tenga presentes estas 5 acciones y elija ser un viajero más sostenible!

 

No olvides de leer:

COUCHSURFING: ¿QUÉ EXACTAMENTE SIGNIFICA ESO?

9 FORMAS DE PENSAR QUE HE CAMBIADO DESPUÉS DE VIAJAR POR EL MUNDO

 

 

admin5 Maneras de Viajar de Forma Más Sostenible y Apoyar las Culturas Locales
read more

Un Duro Paseo por la Historia: Campos de Exterminio en Phenom Penh, Camboya

Viajar es una experiencia enriquecedora que puede enseñarte valiosas lecciones de vida, al mismo tiempo que te ayuda a descubrir y comprender más sobre el mundo y sobre nosotros mismos.

Este descubrimiento del yo y de la vida es lo que me mantiene adicta a los viajes y lo que me ha motivado a viajar hasta este punto a más de la mitad de los países del mundo completamente sola.

Lo que he aprendido a lo largo de los años es que, si bien muchos países tienen muchas similitudes y modos de vida, cada país tiene su propio encanto único y algo especial que enseñarte si estás dispuesto a verlo.

Las lecciones que uno aprende en los caminos vienen de diferentes formas y si uno viaja con el corazón y la mente abiertos, las lecciones nos llegarán y comenzaremos a transformarnos libremente.

Viajar a Camboya en el sudeste de Asia fue una experiencia en particular que estuvo llena de lecciones y momentos que me dejaron reflexionando sobre mi propia vida y forma de pensar. Mientras salía de Camboya para aventurarme en Laos, recuerdo el abrumador sentimiento de gratitud por la transformación que había tenido lugar en mi corazón durante el tiempo que estuve allí.

Mientras que viajar es una experiencia hermosa, también abre los ojos y te enfrenta a la humanidad.

Eso es exactamente lo que me sucedió durante el tiempo que pasé en Camboya, donde no solo viajé por diversión y placer, sino para aprender su historia a un nivel más profundo y personal.

Aunque es un país pequeño, es conocido por muchas cosas. Algunas personas lo han visto en el cine en varias escenas de la película Tomb Raider, los viajeros que lo visitan conocen sus famosos Templos de Angkor y los aficionados a la historia conocerán el terrible genocidio y la guerra.

Este es un país que tiene mucho que ofrecer, pero convertirse en el país que es hoy no ha sido un camino fácil para las familias camboyanas. Cada familia se ha visto afectada de una forma u otra por la guerra y el genocidio. Para muchos, estos sentimientos aún persisten en la actualidad.

Un Poco Sobre la Historia …

Desde 1975 a 1979, el líder comunista Pol Pot dirigió a la organización guerrillera, que se conocía como Jemeres Rojos o Khemer Rough (en francés), que llevó a cabo el “genocidio camboyano”.

Bajo la consigna de la evacuación de las ciudades y destrucción de la civilización urbana y su cultura, consideradas burguesas, la reconstrucción social desde los orígenes de la civilización y la recuperación de la cultura jemer ancestral, se asesinaron a millones de inocentes.

Su objetivo era matar a cualquiera que fuera educado, religioso, rico o que tuviera puestos importantes en el gobierno. Absolutamente todos los que iban en contra de sus ideas fueron asesinados al momento. Las familias fueron separadas, a los niños de todas las edades se les enseñó a ser duros, luchar y matar.

La cifra de muertos durante esos años fue de más de 3 millones de personas, por eso fue muy difícil ver personas mayores mientras viajaba por el país.

En mi segundo día en la capital de Camboya, Phnom Penh, hice un viaje a los campos de exterminio para mi propia educación y comprensión personal. No era el lugar más fácil para visitar, pero fue importante para mí vivir la experiencia de aprender por mí misma sobre todas las acciones horribles tuvieron lugar allí. He estado en varios museos de la guerra y ninguno me ha impactado tanto como este.

Tanto los campos de asesinatos como el museo del genocidio ofrecen una gran cantidad de información debido al hecho de que durante esos días mantuvieron un registro muy estricto, con fotografías de los hombres, mujeres y niños que fueron cautivados y asesinados.

Con una guía personal o de audio uno puede atravesar este oscuro momento de la historia, escuchar lo que sucedió exactamente en detalle y los testimonios personales de los supervivientes.

Alguien puede estar preguntándose, “¿Por qué querrías pasar por esto y visitarlo?”

La historia no puede borrarse, pero son errores de los que tenemos que aprender. Todos y cada uno de los momentos difíciles de la historia tienen una lección detrás de la cual obtener un nivel más profundo de comprensión puede ayudarnos a aprender nuevas lecciones de vida.

——————————————————————————————————————————————-

Información:

1. Museo de Genocidio Tuol Sleng

Esto solía ser una escuela secundaria, que se convirtió en una prisión de seguridad (S21). Hasta 20,000 personas fueron encarceladas y torturadas allí durante esos duros años oscuros.

Las guías personales están disponibles para darle una mejor idea de las historias personales de los que sobrevivieron y para dar detalles sobre las diferentes habitaciones que atraviesa.

2. Centro Genocida Choeung Ek (Campos de Exterminio)

Los campos de concentración están ubicados en las afueras de la ciudad. Con la guía de audio tardas un mínimo de 1 hora. La guía está incluida en el precio y te brinda una comprensión muy detallada de lo que aquellas personas tuvieron que pasar.

Hay partes muy difíciles de ver en este museo, como el árbol donde mataban a niños inocentes, golpeados contra él hasta que morían, así como un edificio con más de 8.000 calaveras dispuestas por edad y sexo.

La experiencia visitando estos lugares no es algo fácil, pero te lo recomiendo durante tu estancia en Phenom Penh para ganar una perspectiva diferente sobre la cultura camboyana.

 

No te olvides de leer: 

5 MANERAS DE VIAJAR DE FORMA MÁS SOSTENIBLE Y APOYAR LAS CULTURAS LOCALES

EL DÍA PERFECTO QUE TERMINA MAL: ACCIDENTE EN MOTO EN KO SAMUI, TAILANDIA

6 CONSEJOS PARA ADAPTARSE A LA CULTURA DE LA INDIA

 

adminUn Duro Paseo por la Historia: Campos de Exterminio en Phenom Penh, Camboya
read more